Con el objetivo de poder descomprimir a los centros de salud más afectados por el coronavirus Hospital Universitario trabaja de manera urgente para dejar en condiciones su servicio de UTI (Unidad de Terapia Intensiva) para recibir pacientes con COVID-19.

A poco tiempo de haber inaugurado el sector de internación, el nosocomio estará equipado con respiradores y monitores multiparamétricos para dar la mejor atención a los enfermos por la pandemia. De esta manera y teniendo en cuenta que también se está buscando y capacitando al personal médico para que todo vaya en conjunto, la idea principal es descomprimir un poco el sistema de salud y evitar el colapso del mismo.