La Corte Suprema de Justicia concedió hoy una licencia extraordinaria con goce de haberes por 30 días a los jueces Leopoldo Bruglia y Pablo Bertuzzi, luego de aceptar ayer el pedido de «per saltum» de ambos magistrados para que la Corte revise sus traslados suspendidos.

Los jueces entonces esperan la resolución de su caso bajo licencia extraordinaria en sus tribunales de origen (Bruglia del Tribunal Oral Federal 4 y Bertuzzi del Tribunal Oral 1 de La Plata), a los que fueron regresados por el decreto presidencial que dejó sin efecto sus traslados, realizados en 2017 y 2018 durante el gobierno de Mauricio Macri.

Según señaló la resolución 2023/20, se considerará en licencia a los magistrados desde el 18 de septiembre y por el plazo de 30 días.

La Corte aclaró que cuando recibió el pedido de licencia de los camaristas giró la solicitud a la Cámara Federal de Casación Penal, con poderes administrativos, para que resolviera y que esta no formuló objeciones y dejó la decisión de otorgar o no el beneficio a la Corte.

Los jueces habían pedido licencia extraordinaria hasta que la Corte definiera su recurso de per saltum cuando el presidente Alberto Fernández firmó el decreto, pero el 23 de septiembre, pero en principio se tomaron una licencia ordinaria de sus tribunales de origen por diez días hábiles, y ese plazo vence el 6 de octubre.

La Corte Suprema de Justicia declaró ayer y por unanimidad «admisibles» los recursos de «per saltum» planteados por los jueces federales Bertuzzi, Bruglia y German Castelli, decisión que suspendió sus traslados hasta tanto la Corte se pronuncie sobre el procedimiento por el cual los magistrados debían regresar a sus juzgados de origen.

La resolución llevó la firma de los ministros del máximo tribunal Juan Maqueda, Elena Highton, Ricardo Lorenzetti, Horacio Rosatti y el presidente del máximo tribunal, Carlos Rosenkrantz, quien lo hizo con fundamentos propios.