En honor al líder pacifista indio Mahatma Gandhi, la Asamblea General de las Naciones Unidas estableció el 2 de octubre, fecha de su nacimiento, como el Día Internacional de la No Violencia reafirmando «la relevancia universal» de ese principio.

El 15 de junio de 2007, la Asamblea General de las Naciones Unidas decidió fijar el Día Internacional de la No Violencia el 2 de octubre de cada año, con el fin de «difundir el mensaje de la no violencia, incluso a través de la educación y la conciencia pública», reafirmando «la relevancia universal del principio de no violencia» y el deseo de «asegurar una cultura de paz, tolerancia, comprensión y no violencia».

Gandhi y la No Violencia

El activismo pacífico promueve la rebelión civil no violenta que consistía en llevar a cabo tácticas de protesta basadas en la desobediencia civil para intentar lograr un cambio político, social y cultural, sin tener que emplear la agresividad. En