El retorno del tradicional «Papi» se produjo en la localidad de Perico. Se jugará sin barbijo, con máximo de 10 jugadores y respetando medidas de seguridad.

El municipio jujeño de Perico avanzó en autorizar la práctica del Fútbol 5 o Papi Fútbol en predios habilitados sin modificar su tradicional modalidad y permitiendo no usar barbijos durante el cotejo, aunque respetando otras medidas de seguridad.

De esta forma, la ciudad del sur ubicada al sur de Jujuy ubicada a unos 33 kilómetros de la capital provincial, se convirtió en la primera en permitir el Fútbol 5 sin ninguna variante.

“Al ver de que en muchos lugares se juega sin respetar ningún protocolo, creímos conveniente que lo hagan en un lugar cerrado y controlado, donde se cumplan otras medidas”, comentó el director de Desarrollo Deportivo de Perico, Jorge Tejerina, al referirse a la decisión tomada por el municipio.

Sobre el no estar sumando variantes que aseguren el distanciamiento social, advirtió que desconoce “hasta qué punto se tiene garantías de que la modalidad metegol se cumple al 100 por ciento».

También consideró que como medidas para llevar un mayor control se fijó que los jugadores solo puedan asistir a un turno a la semana, debiéndose registrar las asistencias mediante la presentación del DNI.