Cuidar el empleo, sostener las pymes, proteger a los productores, impulsar la Industria del Conocimiento y el desarrollo estratégico de la energía son los pilares de este presupuesto, que prevé un incremento del 32% respecto al 2020.

El ministro de Economía y Energía, Enrique Vaquié, acompañado por subsecretarios y directores, presentó ante las comisiones de Hacienda de ambas cámaras legislativas, la pauta presupuestaria prevista para el ejercicio fiscal 2021.

El presupuesto asciende a $26.430.685.336, sin incluir la mega obra eléctrica Portezuelo del Viento. El número representa un incremento del 32% respecto a lo solicitado en 2020 y tiene en cuenta el complejo momento macroeconómico por el que está atravesando Argentina y la provincia.

“Las estimaciones macro a nivel nacional muestran una disminución interanual del 19.1% con respecto a 2019 y las proyecciones de crecimiento en este contexto, aún las más positivas, estiman que recién en 2027 el PBI, o sea la riqueza del país, llegará a los niveles que teníamos en 2017. En el escenario provincial notamos una disminución del 27% de la actividad económica mendocina respecto al 2019, esa disminución se da básicamente en dos sectores muy golpeados por la pandemia: el turismo y la obra pública”, explicó el ministro Vaquié.

“Por ese nuestro proyecto presupuestario se divide en cinco ejes, que pueden resumirse en la idea que tenemos de incentivar la inversión privada para poder generar empleo, mientras cuidamos a las pymes mediante importantes disminuciones de impuestos e incentivos a la hora de tomar empleados como es el Programa Enlace”, agregó.

El funcionario, en una extensa sesión virtual, puntualizó que “también queremos fortalecer el crecimiento de la Economía del Conocimiento, gran generador de mano de obra y con fuerte presencia en esta pandemia, por eso impulsamos la sanción de las leyes conocidas como el paquete tecnológico”.

“Además, buscamos como cada año, proteger al productor y fomentar la producción por eso seguiremos invirtiendo en las líneas de Lobesia Botrana, Mosca del Mediterráneo, Seguro Agrícola, lucha antigranizo y el Banco de Vinos”, agregó Vaquié al turno de explicar la partida solicitada para la Subsecretaria de Agricultura y Ganadería.

En cuanto al presupuesto destinado a la subsecretaría de Energía, el ministro detalló obras estratégicas con importante impacto económico y valoró el camino que, desde la gestión pasada, se está ejecutando para potenciar el desarrollo de la matriz hidroeléctrica de la Provincia.

“En materia energética nuestro objetivo está puesto en volver, como en la década del ‘60, a construir en Mendoza un dique cada 5 años; por eso, además de Portezuelo del Viento, trabajamos en el pre proyecto El Baqueano, que generará el 9% de la energía total demanda por Mendoza. Son proyectos muy grandes y que implican mucho estudio y mucha ingenieria, ojalá que el ministro que me sucede pueda mantener esta visión de largo plazo y pensar en el tercer dique para Mendoza”, finalizó Vaquié.

 Los ejes del presupuesto

Con una inversión fiscal de $746.000.000 el proyecto presentado en la Legislatura Provincial busca beneficiar a 9.777 pymes, que obtendrán importantes rebajas de impuestos, principalmente ingresos brutos. Las pymes pertenecen a los sectores más golpeados por la pandemia, como turismo, transporte, salones de eventos, jardines maternales, gimnasios, etc.

Bajo la premisa de sostener el empleo y cuidar las pymes, además de los beneficios impositivos, los programas Mendoza Activa, Enlace, Mendoza Activa Petróleo, Fomento a las Cooperativas, forman parte del paquete de acciones que fomentan la inversión privada y por ende al crecimiento económico. Para esto el Ministerio de Economía proyectó una pauta de $2.780.000.000.

Con la idea de cuidar el empleo, proteger a los productores mendocinos y fomentar la producción, se destinarán $2.622.310.226 en las diversas líneas y programas como la lucha antigranizo, el seguro agrícola, los convenios con Argeninta, lobesia botrana, mosca del Mediterráneo, las líneas ganaderas y el banco de vinos.

Por otra parte, para impulsar la industria del conocimiento se emplearán $502.000.000, distribuidos en diversos programas como Economía Naranja, Fomento Emprendedor, Mendoza Tecnológica, la creación de la Agencia de Tecnología, entre otras propuestas.

Capítulo aparte merece el eje destinado al desarrollo estratégico de la energía, que con importantes obras con impacto económico se pretende continuar el camino que posicionará a Mendoza, en la provincia que como ocurrió en los años ‘60, construyó un dique cada 5 años.

Luego de Portezuelo del Viento, la esperanza está puesta en el Baqueano que sobre el río Diamante generará el 9% de la energía consumida por la provincia, el equivalente al consumo hogareño de 86.000 viviendas. Para este rubro se contempla  una inversión de $21.320.197.643.