La petrolera YPF puso en vigencia esta medianoche un aumento del 3,5 % promedio en el precio de sus combustibles, como consecuencia del aumento de los valores en el Impuesto a los Combustibles Líquidos (ILC), el Impuesto al Dióxido de Carbono y los biocombustibles.

Así lo informó esta noche la empresa, que explicó que el incremento se decidió ante la necesidad de aplicar la carga impositiva al precio en los surtidores, por lo que se descarta que el resto de las marcas lo hará en las próximas horas.

En Mendoza, los precios quedaron así: Súper de $60.75 a $63.11; Infinia de $68.88 a $71.56; Diésel de $56.57 a $58.77 e Infinia diésel de $63.89 a $66.38.

Esta semana, el Gobierno nacional había dispuesto a comienzos de mes actualizar parcialmente el Impuesto a los Combustibles Líquidos (ILC), el Impuesto al Dióxido de Carbono, en tanto que esta semana autorizó un incremento de los precios de los biocombustibles de 10%.

Se trata del tercer aumento dispuesto desde diciembre 2019, ya que los anteriores se habían registrado el 19 de agosto y el 19 de septiembre, con una suba promedio de 4,5% y del 3,5% respectivamente.

Se espera que Shell, Axion y Puma apliquen un ajuste similar en los surtidores en las próximas horas.