El presidente descarta la intervención federal a Formosa y apoya a Insfrán

La oposición y organismos internacionales advirtieron por las condiciones inhumanas a las que son sometidas las personas que se encuentran en los centros de aislamiento por covid-19 en la provincia.

Alberto Fernández seguirá apoyando a Gildo Insfrán. Pese a las presiones de la oposición y de organismos internacionales que alertaron por la violación de derechos humanos en los centros de aislamiento de Formosa, el Presidente descarta la intervención federal de la provincia.

Con la llegada de la pandemia a la Argentina, el gobierno de Formosa es foco de denuncias debido a la administración de la cuarentena. Por decisión de Insfrán, miles de personas estuvieron varadas durante meses sin poder regresar a sus casas debido al cerrojo extremo que impuso el mandatario provincial en el territorio que gobierna desde 1995.

Desde Casa Rosada le expresaron que por el momento la decisión de Alberto Fernández es apoyar a Insfrán pese al pedido de intervención que planteó Amnistía Internacional. El organismo alertó días atrás por la violación de los derechos humanos en los centros de aislamiento donde se priva de la libertad a ciudadanos que dieron negativo de COVID-19 y que son obligados a permanecer junto a personas que sí están infectadas, y tras la detención de las ediles, Gabriela Neme y Celeste Ruíz Díaz, calificó el accionar del gobernador de “inadmisible en una democracia”.

“Tengo lesiones en la espalda y las muñecas por los empujones que me dieron. Ejercieron la coacción de una manera simbólica demasiado fuerte y después la agresión física”, relató una de las concejalas arrestadas por manifestarse contra el gobierno de Formosa. Al reclamo de Amnistía Internacional se sumaron varios dirigentes y legisladores de Juntos por el Cambio. El último fue el presidente de la Unión Cívica Radical, Alfredo Cornejo, quien advirtió que “esta situación puede terminar de la peor manera”.

“Si no interviene el Gobierno Nacional, se van a profundizar estas restricciones a la libertad y puede terminar como pasó en Catamarca con María Soledad o como otros casos en Santiago del Estero”, manifestó el ex gobernador de Mendoza quien consideró que Alberto Fernández “debería ponerse a la cabeza de la situación”.

“Sin la intervención del gobierno nacional, Formosa va a estallar el día que haya un hecho aberrante, como una muerte. No deberíamos esperar a eso. El Gobierno Nacional debería estar metido de lleno en arreglar estos problemas en un marco democrático. Se dan todas las características para una intervención federal”, reclamó Cornejo en declaraciones a LaOnceDiez.

× Comunícate con nosotros