28 de marzo de 2023

Tras siete años, volvió a funcionar el tren de cargas entre Argentina y Paraguay

La traza de la línea Urquiza atraviesa las provincias de Misiones, Corrientes, Entre Ríos y Buenos Aires, a lo que se suma nuevamente el tramo que une con Encarnación, con lo que suman un total de 1.500 kilómetros de vías operativas por las que se transportan diversas mercaderías.

El servicio de tren de carga internacional entre Argentina y Paraguay de la línea Urquiza volvió a funcionar el pasado martes tras siete años de inactividad. El mismo contará con 1.500 kilómetros de vías operativas y reducirá costos para las economías regionales.

El viaje de reactivación de la línea se llevó a cabo esta semana y conectó la ciudad de Posadas (Argentina) y Encarnación (Paraguay), a través del puente internacional San Roque González de Santa Cruz.

La traza de la línea Urquiza atraviesa las provincias de Misiones, Corrientes, Entre Ríos y Buenos Aires, a lo que se suma nuevamente el tramo que une con Encarnación, con lo que suman un total de 1.500 kilómetros de vías operativas por las que se transportan piedra, cemento, pasta celulósica y cereal.

Antes del viaje inaugural tuvo lugar un acto que contó con la presencia del presidente de Trenes Argentinos Cargas (TAC), Daniel Vispo; el director de Explotación de TAC, Juan Manuel Roel; la gerenta Comercial de la empresa, Martina Laplane; el gerente de la línea Urquiza Cargas, Mario Arellano; y representantes sindicales.

En ese marco, Arellano destacó que el retorno de la conexión con el territorio paraguayo «es especial», porque «hace siete años que no pasan mercaderías nacionales y más de once que vienen de Paraguay para acá».

Al ser consultado por el impacto económico que tendrá en la región, el gerente de la línea Urquiza Cargas aseguró que «generará trabajo» y «una reducción en los costos para las economías regionales y e internacionales».

«Que el ferrocarril ruede es un beneficio para todos», destacó Arellano en contacto con la prensa, a la vez que afirmó que la vuelta del tren de cargas internacional se pudo dar «gracias a la voluntad política del presidente Alberto Fernández y el ministro de Transporte Alexis Guerrera» quienes impulsaron «un proyecto a futuro, para que algo quede y se pueda fortalecer año a año».

Para cumplir con la demanda de este servicio, se cuenta con quince locomotoras y casi mil vagones, además de una dotación de 571 trabajadores.